Martes, 21 de diciembre de 2021   |  Número 142
Analiza celebra la IV Jornada Científica centrada en la Oncología en la era molecular
El encuentro abordó la investigación en la patología molecular para conseguir cercar al cáncer mediante políticas conjuntas en el Sistema Nacional de Salud
Foto de familia del encuentro científico organizado por Analiza.

Tuvo lugar en Madrid la IV Jornada Científica de ANALIZA, “Oncología en la era molecular: un presente optimista y un futuro esperanzador”. Matizaron sus propias ponencias Mariano Bardacid, Santiago Ramón y Cajal; y Eduardo Díaz-Rubio. Inauguró el acto Nuria Martin, CEO de ANALIZA, y clausuró las sesiones la vicepresidenta del Congreso, Ana Pastor, quien quiso dedicar sus coincidencias públicas y de investigación con los doctores Bardacid, Ramón y Cajal; y Díaz-Rubio. Estimuló a los ponentes en su trayecto de investigación en la patología molecular para conseguir cercar al cáncer mediante políticas conjuntas en el Sistema Nacional de Salud dirigidas a potenciar la nueva realidad que ha sentado las bases de la medicina individualizada.

Nuria Martin después de dar la bienvenida a los asistentes explicó que por primera vez se retransmitían estas jornadas en streaming, traduciendo simultáneamente en portugués y francés ya que contamos, dijo “con la compañía de nuestros compañeros y colaboradores de Brasil, Portugal, Suiza y Francia, quisiera enviarles a todos ellos nuestro agradecimiento”.

El espíritu de estas Jornadas que nacieron como consecuencia de nuestro compromiso de formación, docencia e inversión en conocimiento, han sido un pilar fundamental para la definición de las líneas estratégicas de Analiza: 

- Diversificación
- Inversión en conocimiento
- Innovación en tecnología y en inteligencia artificial

La dimensión que adquirió Analiza al diversificar nuestro objeto social y acometer el diagnóstico integral en el año 2018 ha provocado que nuestras inversiones tanto en crecimiento de mercado como en tecnología y conocimiento se hayan multiplicado en un corto periodo.

Este año 2021, afirma Martín, “conseguiremos nuestro mayor ratio de crecimiento en cifra de negocios, casi duplicando las ventas de la época pre COVID, la mayor aportación de este crecimiento ha sido motivada por el crecimiento inorgánico que hemos llevado a cabo en las tres especialidades tanto a nivel nacional como internacional".

Más de 440 centros de Analiza

ANALIZA cuenta hoy, aquí y ahora, con más de 440 centros de toma de muestra y 28 laboratorios que ofrecen servicios diagnósticos, con presencia en más de 27 provincias españolas, así como en Brasil, Portugal y Suiza. Uno de nuestro proyectos más recientes ha sido la inauguración del “Centro de Patología Molecular y Anatomía Patológica de Pintor Rosales”, centro que complementa las necesidades diagnosticas más complejas a los más de 10 laboratorios de anatomía patológica que hemos puesto en marcha en estos últimos 2 años.

Este centro dotado al más alto nivel tecnológico nos ha permitido proporcionar un servicio de diagnóstico de alta complejidad a nivel nacional incluyendo más de 200 centros madrileños. Este laboratorio ha sido equipado con la última tecnología para el procesamiento y diagnóstico de muestras, siendo capaces de procesar 600 bloques diarios, así como realizar más de 100 técnicas de inmunohistoquímica al día, todo ello con el más alto nivel de automatización disponible en el mercado, la trazabilidad y la eficiencia son sus señas de identidad. Contamos con tecnología de vanguardia en patología digital, citología en medio líquido para el screening de cáncer de cérvix y, como proyecto más innovador, es el la puesta en marcha del servicio de la patología molecular como acercamiento a la medicina personalizada; integrando los mejores abordajes metodológicos disponibles, como la secuenciación masiva, para caracterizar alteraciones genéticas potencialmente tratables, de forma que el hecho de seleccionar a los pacientes oncológicos para terapias dirigidas sea una realidad.

En el centro ofrecemos consulta de asesoramiento tanto a los pacientes como a los familiares inicialmente de forma gratuita ya sea en presencia física como on-line. 

Esta gran dispersión geográfica ha motivado que Analiza haya sido uno de los servicios diagnósticos esenciales durante la pandemia, 25 equipos de diagnóstico rápido de PCR instalados en todos nuestros laboratorios y dos centros con capacidad intermedia en Valencia y Málaga y centro de alta producción en Madrid (capacidad de más de 2000 PCR diarias).

Todos sabemos, concluyó, Nuria Martín, que ante situaciones de emergencia el 75% de las personas muestran conducta desordenada y tan solo un 10%/ 20% de las personas se muestran unidas y en calma, y estudian un plan de acción o soluciones. “Afortunadamente en Analiza el 100% de nuestro equipo se situó en este segundo porcentaje. Así que aprovecho este evento público, primero que ofrecemos tras la pandemia, para felicitar a todo el equipo de Analiza y expresar mi más profunda admiración y reconocimiento por cada una de las personas que han hecho esto posible. Porque en el conjunto de las especialidades implicadas todos desde el primero hasta el último estamos unidos por un solo objetivo y una única realidad: la salud de nuestros pacientes. ¡¡¡Siempre!!! Muchas gracias”, finalizó.

El conductor de la sesión, el Doctor Bartolomé Beltrán, tomó la palabra para agradecer a Nuria Martin su esfuerzo y dedicación a la vez que le dedicó dieciséis adjetivos sobre su extraordinaria gestión de ANALIZA.

Continuaron las palabras del Director Médico Corporativo, el Doctor Antonio M. Ballesta, ex Jefe de Servicio de Bioquímica Clínica del Hospital Clínic de Barcelona, además de profesor titular de la Universidad. Fue Director Médico del Laboratorio Clínico Central de Madrid y en la actualidad académico por Zaragoza y Cádiz.

El Doctor Ballesta dijo que en el pasado, “los patólogos clásicos diagnosticaban los tumores, en base a las diferencias morfológicas existentes entre el tumor y el tejido sano, sobre el que se asentaba”. Por aquellos tiempos, los bioquímicos clásicos trataban de encontrar la expresión periférica de dichos cambios, naciendo el concepto de marcadores biológicos del cáncer. El estudio de estos marcadores facilitó, algunas veces el diagnóstico y otras veces, el seguimiento clínico de la enfermedad, no llegando a incidir, de manera significativa en la esperanza de vida de los pacientes, quizás también, porque se disponía de un limitado arsenal farmacológico que tenía que ser aplicado, por igual a distintos pacientes en base a que padecían un tumor en determinado órgano.

Luego vinieron los anticuerpos monoclonales, que facilitaron la IHQ y los EIA, a continuación la PCR, los arrays, hasta llegar a la secuenciación masiva, y apoyándose en esta tecnología, surge con fuerza la Oncología Molecular. En el momento actual, mediante métodos de Biología Molecular, se pueden detectar diferencias en la secuencia o la aparición de mutaciones en el material genético de las células que determinarán el perfil molecular del tumor. De acuerdo a estos perfiles moleculares, se pueden reclasificar los tumores, complementando los criterios básicos del sistema TNM. Pero además estas firmas moleculares son predictivas, es decir que en base a ellas, se pueden estratificar los pacientes que pueden ser susceptibles de beneficiarse de la aplicación de un tratamiento cada vez más personalizado y preciso.

En el momento actual, terminó el Doctor Ballesta que no se puede concebir el tratamiento del cáncer de colon metastásico, sin estudiar KRAS, NRAS Y BRAF, de igual manera que el estudio de la sobreexpresión de HER-2, va a condicionar el tratamiento de pacientes con cáncer de mama.

Medicina de precisión en Oncología 

Después, el Doctor Beltrán trató, antes de dar paso al profesor Barbacid, sobre los aspectos que anunciaban matices sobre su ponencia “Medicina de precisión y tumores agnósticos. Un nuevo paradigma en Oncología". Por eso, dijo que “se llaman tumores agnósticos a aquellos que pueden darse en diferentes partes del cuerpo pero que, sin embargo, cuentan con una misma alteración genética”. Este nuevo enfoque es el paradigma de la Medicina de Precisión (en la que se emplean medicamentos que se dirigen a mutaciones concretas) y explica por qué un mismo fármaco, o la combinación de varios, resulta eficaz en cánceres en apariencia tan dispares como el de pulmón o el de piel.

También explicó el conductor, sobre la Medicina de Precisión, la evolución de las técnicas de diagnóstico molecular que han permitido detectar nuevas alteraciones genómicas, que son susceptibles de provocar un fenotipo tumoral, así como tener más precisión en la detección de las ya conocidas. Actualmente, la precisión del diagnóstico conseguido con las técnicas de secuenciación de nueva generación (NGS) ha posibilitado un cambio de paradigma en el tratamiento del cáncer, abriendo la puerta a la elección del tratamiento en base a una alteración biomolecular particular, por encima del tipo y localización del tumor.

Se ha pasado, matizó el conductor, de términos que todo el mundo conoce, como quimioterapia, radioterapia o cirugía, a otros que empiezan a ser comúnmente utilizados como inmunoterapia, terapia biológica, terapias dirigidas o de precisión o medicina personalizada.

Así, después de poner en valor el currículum del profesor AXA-CNIO de Oncología Molecular, que describió por primera vez la acción de un oncogén, h-RAS, en un cáncer humano en la década de los ochenta y que trabajó en el Instituto del Cáncer de Estados Unidos y que tiene en la actualidad un “Índice h” de 121, el más alto de España en las áreas de Bioquímica y Biología Molecular y el segundo más alto en Oncología, y cedió la palabra al profesor Barbacid. El profesor disertó con todos los conceptos al uso en este entorno molecular, desde un punto de vista de la investigación básica para describir las nuevas dianas moleculares, como herramientas eficaces para personalizar el tratamiento.

El impacto de la tecnología de secuenciación masiva

Después, el jefe del servicio de Anatomía Patológica del Hospital Universitario Val d’Hebron, y catedrático de la especialidad, Santiago Ramón y Cajal, hizo una exhaustiva ponencia sobre la “Implementación de la medicina de precisión en la patología molecular”.

Entre sus líneas más activas de investigación, dijo el conductor de la sesión, que ha llevado a cabo en los últimos años han sido, el estudio de genes relacionados con la respuesta a la quimioterapia y radioterapia y genes con efecto antitumoral. Línea de terapia génica del cáncer. El estudio de la heterogeneidad intratumoral a nivel de las vías de señalización celular, en la identificación de nuevos factores asociados con la resistencia a hipoxia y a agentes que dañan el DNA en células tumorales. Y, finalmente, sobre el modelo de cooperación clonal y del estroma en la carcinogénesis y en el desarrollo de las metástasis, propuesta del cáncer como enfermedad ecomolecular y de un consortium celular.

Beltrán recordó que es autor de más de 35 capítulos en libros y Director de más de 25 tesis de Doctorado. Su trabajo presentado puso de manifiesto la importancia actual de la Patología Molecular, en la investigación traslacional en oncología.

De sus palabras se dedujo que en el adenocarcinoma de pulmón, actualmente somos capaces de diferencia uno con mutación en el gen EGFR de otro que tenga un reordenamiento del gen ALK, o una amplificación del gen MET o de otro que exprese PD-L1 lo que puede llegar a ser determinante a la hora de pautar el tratamiento. Quedó claro el impacto de la tecnología de secuenciación masiva (NGS) en el manejo clínico.

La NGS ha abierto la puerta al estudio simultáneo a múltiples alteraciones, una caracterización molecular más completa. La implantación de la NGS como herramienta de diagnóstico molecular está contribuyendo sin lugar a duda a que la medicina oncológica de precisión sea una realidad.

El Doctor Ramón y Cajal explicó las dificultades y las esperanzas puestas en la aplicación de la inteligencia artificial, para poner en valor tanto la patología digital como el conocimiento de la telemedicina. A preguntas del conductor sobre los nodos y su manera de organizarlos indicó que hay que llevarlo a cabo un criterio uniforme y de bajo coste.

La tercera ponencia fue del Doctor Eduardo Díaz-Rubio, actual presidente de la Real Academia de Medicina y Catedrático Emérito de Oncología Médica en la Universidad Complutense de Madrid. El profesor fue Presidente de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM), de la Federación de Sociedades Oncológicas (FESEO), de la Sociedad Española de Investigación del Cáncer (ASEICA) y de la Comisión Nacional de Oncología Médica. Desde diciembre de 2019 es el Coordinador Científico de la Red Oncológica Madrileña de la Comunidad de Madrid.

Dijo como el oncólogo clínico, puede servirse de las prueba moleculares para realizar un abordaje más personalizado y preciso del paciente oncológico porque “la medicina individualizada es absolutamente trascendental cuando la aplicamos a la clínica por las alteraciones moleculares y lo más importante es que según esa alteración tenemos tratamientos con dianas que tienen beneficios para cada uno de los pacientes por lo tanto identificarlos es la filosofía de la medicina individualizada”.

Relató las circunstancias y métodos que ya podemos utilizar no solo contestando a las preguntas del Doctor Beltrán sobre el acceso a una supuesta cartera de servicios a nivel nacional sino que aseguró que le importaba mucho el factor predictivo. Dió un repaso sobre los avances propiciados por la biopsia liquida y se mostró muy optimista con la firme creencia que “en el entendimiento molecular se conseguirán diagnósticos certeros y cercanos de la misma manera que tendremos nuevas formas de tratamiento y eventualmente la prevención de muchos tipos de cáncer”.

Luego clausuró la jornada la Doctora Ana Pastor que desde su posición de exministra, actual Vicepresidenta del Gobierno y Responsable de la Política Social del partido de la oposición, quien resaltó la gran labor de investigación oncológica en España y la necesidad de diseñar sistemas para detectar a tiempo futuras patologías infecciosas. Puso acento en que hay que trabajar en materia de patología crónica como es el cáncer para diseñar sistemas potentes de prevención. Su clausura fue seguida con atención por todos presentes y puso de manifiesto un entusiasmo que trasladó al público asistente, ponentes, expertos e invitados que le correspondieron con un caluroso y cerrado aplauso.

Finalmente, el Doctor Beltrán agradeció el esfuerzo y dedicación de todos en este evento y despidió con el recuerdo de que “nuestra salud es la primera libertad, y que si analizas tu vida, ANALIZA te espera”.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2022 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.