Martes, 16 de marzo de 2021   |  Número 134
"Garantizar la continuidad del negocio durante la pandemia ha sido nuestro mayor reto"
Javier López-Belmonte, vicepresidente y CFO de Laboratorios Farmacéuticos ROVI.

En sus 75 años de vida, ROVI ha sido capaz de realizar una gestión altamente profesionalizada y transformar una empresa familiar en la multinacional cotizada que es hoy. Y todo ello en un año, como este último marcado por la pandemia del Covid-19 en el que su forma de trabajo se ha visto transformada de forma radical. Sin embargo, la farmacéutica se muestra satisfecha de su labor dentro del sistema sanitario y ahora solo mira hacia el futuro, donde lo más próximo es ayudar a fabricar la vacuna contra el coronavirus de Moderna.  

¿Qué mantiene Rovi desde que fuera fundada en 1946?

Laboratorios Farmacéuticos ROVI es una empresa de larga tradición y éxito, de origen familiar, fundada en 1946. Nuestra dedicación a las heparinas y a las heparinas de bajo peso molecular han sido nuestro principal pilar del negocio desde los orígenes de ROVI. En la década de los 50 importamos la heparina desde EEUU y desde entonces hemos investigado mucho, trabajado mucho e invertido mucho para llegar donde estamos ahora. Fruto de este esfuerzo, nuestras heparinas de bajo peso molecular (HBPM), de desarrollo propio, suponen hoy la mitad de los ingresos operativos del grupo y en 2020, las ventas de heparinas aumentaron en un 14% hasta los 209,3 millones de euros.

¿Y qué ha cambiado?

Hemos sido capaces de realizar una gestión altamente profesionalizada y de conseguir transformar la empresa familiar en una multinacional cotizada con un gran valor y potencial. Hoy ROVI es una compañía con presencia directa en Portugal, Alemania, Francia, Italia, Polonia y Reino Unido y nuestros productos se comercializan en 75 países, con proyección de expansión a nuevos mercados en los próximos años.

¿Qué objetivos inmediatos se marca la compañía respecto al sector sanitario?

En ROVI estamos muy centrados en desarrollar nuestro plan estratégico, donde la innovación y la apuesta por la transformación de la compañía tienen un peso muy importante. Dentro de este plan se incluye la apuesta por continuar con la expansión de nuestro biosimilar de enoxaparina, con el que aspiramos a convertirnos en un jugador de referencia en el submercado de las heparinas de bajo peso molecular.

Además, de forma complementaria, seguimos trabajando en el desarrollo y la mejora de nuestra plataforma ISM®, una tecnología patentada y desarrollada por ROVI, que permite una liberación prolongada de los medicamentos administrados por inyección.

¿Cuál ha sido el mayor reto al que se ha enfrentado la farmacéutica en el último año de pandemia Covid-19?

2020 ha sido un año atípico, marcado por la pandemia sanitaria provocada por la covid-19, en el que toda nuestra forma de trabajar y de vivir se ha visto afectada de forma radical. En ROVI tuvimos que poner en marcha todos los planes de contingencia necesarios para garantizar la seguridad y salud de todos nuestros empleados y colaboradores y asegurar la continuidad de nuestro negocio. Garantizar esa continuidad, en ese primer momento de la pandemia, que nuestros medicamentos estuvieran disponibles cuando el resto del mundo estaba paralizado, ha sido un reto máximo para nosotros.

Al margen de eso, si hacemos balance del año solo podemos estar satisfechos, ya que hemos experimentado un incremento de nuestro negocio de especialidades farmacéuticas, impulsado por las ventas de HBPM y también en el de fabricación a terceros, gracias en parte del acuerdo con Moderna para fabricar su vacuna contra la covid-19. Este último acuerdo ha supuesto para nosotros un desafío a nivel industrial, en el sentido de estar preparados a tiempo para poder iniciar la producción a tiempo y, ya en el plano más personal, es un motivo de orgullo porque nos da un papel activo en la lucha de la pandemia.

¿Qué previsiones tiene para el sector en el futuro?

Más allá del negocio, el objetivo de cualquier empresa farmacéutica es poder mejorar la vida de las personas. La industria farmacéutica está haciendo un gran esfuerzo a nivel global durante estos meses para intentar encontrar una solución a la pandemia. Una respuesta unánime y un reflejo del compromiso de las compañías farmacéuticas para poner solución a una crisis sanitaria inédita. Un esfuerzo y un avance fruto de la apuesta de la industria farmacéutica por la innovación y la tecnología, lo que la sitúa a la vanguardia mundial.

El sector farmacéutico ha avanzado de una manera extraordinaria en España durante los últimos años. En esta pandemia se están viendo iniciativas de mucha calidad, la crisis sanitaria de la covid-19 ha demostrado claramente que el sector salud y el sector farma son más necesarios que nunca.  Pero también hemos visto que es necesario establecer una estrategia a medio-largo plazo que consiga objetivos como el empleo de calidad, el incremento de las inversiones industriales creando plantas de producción en España o renovando y ampliando las existentes, potenciar las inversiones en I+D y contribuir a crear el entorno adecuado para afrontar mejor futuras pandemias y otras emergencias sanitarias.

¿Cómo valoran el trabajo que lleva a cabo el IDIS?

Durante esta pandemia hemos visto como el sistema privado de salud ha complementado a un sistema público desbordado y colapsado. Sus profesionales sanitarios, desde la primera línea de lucha de la pandemia, han demostrado su compromiso con la protección de la salud de la población. En este sentido, la colaboración público-privada se ha evidenciado necesaria y beneficiosa. Es esencial que una entidad como IDIS reivindique el papel de la sanidad privada y que trabaje en la definición de políticas sanitarias adaptadas a los nuevos tiempos, en los que el sector privado de salud contribuya de forma activa y eficaz a la salud general.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2021 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.