Viernes, 15 de noviembre de 2019   |  Número 119
La eliminación de sujeciones transforma el cuidado de personas con demencia
Cuatro de cada diez personas mayores de 90 años en España viven con demencia
Jornada 'Transformando los servicios para personas con demencia'.

En el último siglo la esperanza de vida ha aumentado en todo el mundo y este hecho se traduce en un mayor número de enfermedades crónicas, como la demencia. En la actualidad, más de 35,5 millones de personas viven con demencia. Se estima que en 2030 la cifra se habrá duplicado y para 2050 se triplicará. En este contexto, Sanitas celebra una jornada que pone en común puntos de vista profesionales que transforman los servicios y cuidados de las personas que viven con demencia.

La jornada ha sido inaugurada por José Francisco Tomás, director médico de Sanitas, quien ha hablado sobre la realidad actual de las personas que viven con demencia y de sus cuidadores. “Cuando hablamos de la transformación en la atención de personas que viven con demencia existen tres puntos fundamentales: cómo hacer los centros más amigables, cómo racionalizamos los psicotrópicos y finalmente el uso de las terapias no farmacológicas algo cada días más importante”, señala José Francisco Tomás. “En Sanitas apostamos por un cuidado sin sujeciones y en el que el uso de psicotrópicos se haga de forma racional. Además, el paciente con demencia tiene un abordaje muy distinto, hoy por hoy las terapias no farmacológicas son casi el 80% de las herramientas que tenemos para cuidar de estas personas”, concluye el director médico de Sanitas.

Sobre los entornos en los que las personas con demencia reciben cuidados, Pedro Cano, director de Innovación Médica de Sanitas Mayores, ha destacado el auge de centros amigables con las personas mayores: “adaptar los espacios a las necesidades de las personas que viven con demencia es paso más en la innovación en el tratamiento de esta enfermedad. Existe evidencia científica de que adecuar el entorno mejora directamente los síntomas de las personas que viven con demencia”.

En referencia a otras de las tendencias, el cuidado sin sujeciones, el Dr. Cano afirma que mejora también los síntomas de estas personas: “una mayor masa muscular, menos dolor y mejor estado de ánimo son los principales beneficios de un cuidado libre de sujeciones”, afirma el director de Innovación Médica de Sanitas Mayores.

Por su parte, el Dr. Antonio Burgueño, director técnico del Programa Desatar de la Confederación Española de Organizaciones de Mayores (CEOMA), ha señalado que “por desgracia en nuestro país la demencia sigue estando estigmatizada, se necesita un cambio cultural por parte de los profesionales y la ciudadanía. Se puede vivir bien con demencia en una residencia, si bien es cierto que es necesario, por un lado, una adaptación del entorno residencial y, por otro, que los equipos asistenciales ahonden en la ciencia de los cuidados para este tipo de personas, que hoy día ya son más del 60% de los residentes de los centros generalistas. CEOMA aboga por la defensa de los derechos de las personas mayores y por respetar la su dignidad”.

Estudio sobre uso racional de sujeciones químicas con la Universidad de Dartmouth

Otro de los aspectos que se abordaron en la mesa redonda ha sido el del uso de las sujeciones químicas. La Universidad de Dartmouth y Sanitas Mayores han elaborado un estudio sobre el uso racional de lo que se conoce como “sujeciones químicas”, los psicofármacos. “El control del uso de benzodiacepinas y los antipsicóticos es el factor que más beneficios ha aportado a los residentes. Este dato tiene especial importancia, ya que estos medicamentos son precisamente los más utilizados en España con fines restrictivos en pacientes con demencia, generalmente para evitar alteraciones conductuales”, ha afirmado David Curto, responsable de Gestión Asistencial de Sanitas Mayores durante su intervención en la sesión.

A través del estudio “Comparativa de tres métodos de reducción de psicotrópicos en mayores con demencia”, realizado por The Dartmouth Institute for Health Policy and Clinical Practice, de la Universidad de Dartmouth (EEUU) y el equipo asistencial de Sanitas Mayores, queda demostrado que la reducción de medicación en pacientes con demencia tiene numerosos beneficios para la salud. Uno de los investigadores, el Dr. Manish K. Mishra, MD, MPH de The Dartmouth Institute for Health Policy and Clinical Practice explica que “gracias al modelo creado somos capaces de reducir la medicación utilizando tres intervenciones. Estas intervenciones implicaron una reducción del uso inadecuado de la medicación. El sobreuso de la medicación es un problema en todo el mundo”.

Tratamiento de la demencia con terapias no farmacológicas

Durante la Jornada, otros expertos se refirieron a las medidas en auge para el manejo de la demencia. Entre ellas se encuentran las terapias no farmacológicas. Es fundamental conocer profundamente al paciente para adaptar y personalizar las terapias. La Dra. Concepción García Alonso, coordinadora de Gestión Asistencial de Sanitas Mayores, explicó que “en nuestros centros realizamos un estudio previo para determinar la individualidad o grupalidad de las intervenciones no farmacológicas: en personas con poco deterioro los grupos de intervención pueden ser más grandes, aquí la socialización puede ser un factor terapéutico importante y necesario; en cambio, en los casos de demencia avanzada, las intervenciones ya solo pueden ser individuales, en la mayoría de los casos”.

Por su parte, Felipe L. Navarro, investigador en Banda Sonora Vital, parte del Music Technology Group de la Universitat Pompeu Fabra, expuso que “el desarrollo de tecnologías musicales adaptadas a los pacientes o usuarios permite complementar la labor de los cuidadores, ayudando a la confeccionar y personalizar sus colecciones de música. De esta manera, se facilita el acceso al historial musical de la persona y el uso de estas canciones en distintos contextos terapéuticos, de interacción social y de autoafirmación personal”.

El Dr. Manuel Murie, jefe del Servicio de Neurología de la Clínica San Miguel de Pamplona y director de la Unidad de Neurorrehabilitacion del Hospital de Telde de Las Palmas de Gran Canaria habló sobre la terapia dual con Dualebike, quien señaló que “nuestro cerebro está acostumbrado a hacer dos cosas a la vez, pero esa capacidad va mermando con la edad. Lo bueno, es que podemos entrenar el cerebro para que esa pérdida de capacidad asociada a la edad no se produzca. Dualebike entrena de forma sencilla y lúdica al cerebro para hacer dos cosas a la vez”, y concluye que “no todo son fármacos. Tenemos que cambiar la mentalidad y ser conscientes de todo lo que uno puede hacer por sí mismo para mantener y mejorar su salud”.

Por su parte, Javier Mínguez, Co-fundador y Director Científico de Bitbrain, se ha centrado en el proyecto Elevvo de neuroestimulación cognitiva para personas mayores. “En este proyecto se ha desarrollado una neurotecnología que consiste en una diadema con sensores con la que los usuarios realizan una serie de ejercicios que producen una mejora en la memoria de trabajo, la velocidad de procesamiento y la atención sostenida” explica Mínguez quien, además, ha compartido la experiencia del proyecto piloto realizada, recientemente, en el Centro de Día Sanitas Mayores de Zaragoza y que ha obtenido resultados muy prometedores.

El encargado de clausurar la jornada ha sido Domènec Crosas, director general de Sanitas Mayores. Durante su intervención ha incidido en el compromiso de Sanitas con la demencia. “La máxima innovación para hacer un mundo mejor es continuar trabajando en el camino en el que lo estamos haciendo. Aportamos soluciones de vida para una fase de la vida cada vez más normalizada cuando se sufre demencia” concluye Crosas.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2019 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.