Martes, 17 de noviembre de 2020   |  Número 130
La sanidad privada juega un papel clave durante la pandemia
En un encuentro con medios de Galicia, organizado por la Fundación IDIS, se analiza el papel esencial del sector en esta comunidad
Presentación de 'Sanidad privada en Galicia. Aportando valor'.

El papel del sistema sanitario privado en Galicia es esencial para aportar, a través de su cooperación con el sistema público, mejoras a nivel de eficiencia, acceso al sistema, satisfacción de los pacientes, organización o integración de profesionales, entre otros aspectos destacados”. Así lo ha asegurado Juan Abarca, presidente del Instituto para el Desarrollo e Integración de la Sanidad (Fundación IDIS), durante un encuentro con medios de comunicación en el que se ha realizado una valoración de la crisis de la COVID-19 desde la perspectiva de la sanidad privada y se han analizado los datos del informe Sanidad Privada, Aportando Valor. Análisis de la situación 2020 llevado a cabo por la entidad en dicha comunidad autónoma.

Durante la sesión se explicó también la necesaria cooperación del sistema privado a través de distintos modelos de cooperación como es el caso de los conciertos o el mutualismo administrativo para reducir las listas de espera, disminuir la presión asistencial, mejorar el acceso a la innovación u ofrecer asistencia sanitaria en zonas rurales donde no puede llegar el sistema sanitario público. De hecho, según la encuesta llevada a cabo por SIGMA DOS para la Fundación IDIS, “cerca del 60% de los ciudadanos (que usan una cobertura sanitaria exclusivamente pública) considera necesaria la colaboración entre la sanidad de titularidad pública y privada, valorando positivamente los conciertos con ésta y considerando que es una fuente relevante de empleo. Además, cerca del 70% considera importante la colaboración con la sanidad privada para reducir la saturación de la sanidad pública”, explica la directora general de la Fundación IDIS, Marta Villanueva.

La encuesta arroja otros datos relevantes como que más de la mitad están convencidos de la calidad y eficiencia de la sanidad de titularidad privada para gestionar sus recursos. Además, cerca del 75% considera que los tiempos de espera en la sanidad privada son uno de sus puntos fuertes, un 60% valora el rigor al aplicar políticas y protocolos de actuación para garantizar la seguridad de los pacientes durante la crisis COVID y cerca del 80% valora como buenos o muy buenos los recursos tecnológicos.

Sanidad privada y COVID-19

Durante el encuentro se revisó también cómo la crisis sanitaria del coronavirus ha dotado de todo el valor al posicionamiento por el que viene abogando la Fundación IDIS desde sus inicios, que se resume en tener un sistema de salud único, sin apellidos y en el que se sumen esfuerzos y estrategias para hacer frente a los retos del sistema sanitario. En esta línea, el informe tiene como anexo el monográfico “Sanidad Privada, Aportando Valor. Especial COVID-19” realizado junto con ASPE, UNESPA, Farmaindustria y Fenin y en el que se recopila la actividad desarrollada por el sector sanitario (provisión hospitalaria, aseguradoras, industria farmacéutica y tecnología sanitaria), mostrando su compromiso con la salud y la sociedad con trabajo y dedicación. El informe muestra la actividad de los centros hospitalarios en la primera ola de la pandemia: el 42% de los hospitales generales privados atendió al 16% de los pacientes diagnosticados o con sospecha de COVID-19 y asumió el 14% de los ingresos en unidades de cuidados intensivos durante abril y mayo. Y también recoge una de las aportaciones más relevantes de las compañías aseguradoras, la creación de la que es la mayor póliza colectiva de este tipo jamás suscrita en la historia de España para respaldar a quienes se encuentran en la primera línea en la lucha contra la COVID-19. Un total de 109 aseguradoras constituyeron un fondo solidario de más de 38 millones de euros para suscribir un seguro gratuito de vida con subsidio por hospitalización para dar cobertura a un total de 700.000 sanitarios de la sanidad pública y privada, así como de residencias de mayores.

El papel de la industria farmacéutica y tecnológica fue también clave, como aseguró Marta Villanueva, que señaló que “España es el primer país de Europa y el cuarto del mundo con más ensayos clínicos frente a la COVID-19, gracias a la colaboración que existe entre el sistema sanitario y las compañías farmacéuticas, como se recoge en el mismo documento. Por último, la industria tecnológica guiada por la Federación Española de Empresas de Tecnología Sanitaria (Fenin) puso a disposición de profesionales sanitarios y pacientes los productos sanitarios y mantuvo abierto durante 11 semanas un corredor aéreo sanitario que realizó 36 vuelos Madrid-Shanghái-Madrid con casi 700 toneladas de material”, concluyó.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2020 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.