¿Quiere recibir la Publicación de Sanidad Privada en su correo de forma gratuita?
Viernes, 16 de marzo de 2018   |  Número 101
Acceda a nuestra hemeroteca
Tecnología sanitaria
Quirónsalud instala tres nuevos robots quirúrgicos Da Vinci en Madrid
Estos nuevos equipos permiten disminuir la necesidad de transfusiones y el dolor postoperatorio y puede llegar a reducir a la mitad el tiempo de hospitalización

Quirónsalud ha reforzado su equipo tecnológico con la adquisición de tres actualizaciones del sistema robótico Da Vinci (que se suman al robot que está operativo en Quirónsalud Barcelona) y un nuevo Robot que se instalará en la Fundación Jiménez Díaz cuando termine la construcción del nuevo Bloque Quirúrgico.

Quirófano con el nuevo robot Da Vinci.

Esta nueva tecnología permite ofrecer importantes ventajas para el paciente como mayor precisión, mayor seguridad y una vuelta a la normalidad más rápida; además de disminuir la necesidad de transfusiones y el dolor postoperatorio pudiendo llegar a reducir a la mitad el tiempo de hospitalización.

Se trata de la única tecnología disponible a día de hoy para acceder a una cirugía robótica real y mínimamente invasiva, posterior a la laparoscopia, en la que el cirujano no opera con sus manos, sino manipulando un robot a distancia, permaneciendo sentado en una consola instalada dentro del quirófano. El sistema computarizado transforma el movimiento de las manos en impulsos que son canalizados a los brazos robóticos.

Cirugías urológicas, de ginecología oncológica, cirugía torácica y otorrinolaringología, entre otras disciplinas serán realizadas en estos hospitales de Quirónsalud gracias a las actualizaciones de los robots quirúrgicos Da Vinci instaladas. Los pacientes de los hospitales Ruber Internacional, Rey Juan Carlos y Quirónsalud Madrid se beneficiarán de la plataforma Da Vinci más evolucionada, mejorando la experiencia y comodidad del paciente, ya que facilita el acceso a anatomías complicadas, mejora la radicalidad oncológica y obtiene mayor precisión reconstructiva.

La precisión de la nueva actualización del robot Da Vinci permite incisiones más pequeñas con mejores resultados estéticos, así como reducir tiempos respecto a la laparoscopia y disminuir el número de transfusiones, el dolor postoperatorio y el tiempo de hospitalización.

Entre las novedades que incluyen las actualizaciones del robot quirúrgico destaca el sistema de visión Firefly, que posibilita la visualización en tiempo real de imágenes de alta resolución del flujo vascular y microvascular de los tejidos, y el Vessel Sealer, un instrumento que optimiza el sellado y el corte de vasos de hasta 7 milímetros de diámetro y de estructuras tisulares. El nuevo sistema Xi también ofrece una mejor conexión entre el robot y la mesa de operaciones, permitiendo una colocación precisa del paciente que facilite mejores ángulos de trabajo y, por tanto, mejores resultados. Otra de las grandes ventajas de este tipo de dispositivos es que eliminan el temblor fisiológico de las manos del cirujano o los movimientos involuntarios, además de mejorar la claridad y precisión en los detalles de las imágenes gracias a una visión en 3D con un aumento de hasta 10x, sin necesidad de gafas u otros equipos.

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2018 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com