Jueves, 11 de abril de 2019   |  Número 113
Un sector que procura la excelencia
Editorial

El estudio Sanidad Privada, Aportando Valor, es uno de los informes más relevantes que elaboramos cada año, junto al de resultados de salud (RESA) y el de experiencia de paciente; todos ellos suponen un esfuerzo muy importante y compendian el espíritu de la Fundación IDIS, un posicionamiento basado en la transparencia, la objetividad, el rigor, la comunicación y la innovación responsables. De hecho, una comunicación abierta, transversal y pertinente es un elemento clave en todos los sectores, pero especialmente en el de la Salud y así lo ponen de manifiesto organizaciones de referencia como la Organización Mundial de la Salud.

Según dicho organismo “la comunicación eficaz, integrada y coordinada es esencial para alcanzar el objetivo de mejorar las perspectivas de futuro y la salud de las personas en todo el mundo. Los seis atributos o principios básicos de las actividades relativas a la comunicación según la OMS es que esta sea accesible, factible, creíble y fiable, pertinente, a tiempo y fácil de entender”.

El informe recientemente presentado mediante rueda de prensa refleja la radiografía y las constantes esenciales de lo que es y significa el sector de la sanidad privada en nuestro país, un sector que gana en prestigio, reputación, confianza y credibilidad por parte de los ciudadanos.

No en vano, en el último estudio realizado por la Fundación sobre Experiencia de Paciente los momentos médicos aportan un 92% de satisfacción siendo por lo tanto un buen indicador de la percepción positiva que genera el sector entre quienes utilizan sus servicios.

Por otro lado, no es baladí que más del 90% de las personas con seguro privado en España recomienden la sanidad privada tal y como refleja el último barómetro del sector, y que el 84% de los mutualistas de Muface, Isfas y Mugeju elijan el aseguramiento y cobertura de naturaleza privada año tras año. Un último dato que determina lo comentado es que el 80 % de los asegurados valora los servicios ofrecidos por la sanidad privada con una calificación media por encima del notable según el mismo estudio.

La sanidad de titularidad privada continúa creciendo tanto en pólizas como en asegurados y ello es muestra de la buena salud y perspectivas que plantea este sector, intensivo en innovación.

En este contexto expansivo del seguro privado de salud la contribución actual de la iniciativa privada en el sector sanitario se argumenta en torno a los 8 grandes ejes: el elevado peso en el sector productivo español; la liberación de recursos de la sanidad pública; la mejora la accesibilidad a través de una amplia y variada red de centros; la colaboración con el sistema público de salud; el desarrollo de actividad de alta complejidad a través de los más recientes avances tecnológicos y los más cualificados profesionales; la mejora continua de la calidad en la prestación asistencial; la generación de empleo en la sociedad española; la contribución a la formación de los profesionales sanitarios, y lo que aporta el sector privado en términos de avances en investigación y desarrollo.

Hasta ahora la iniciativa privada en el sector ha sido la gran olvidada de las Administraciones sanitarias y, sin embargo, los problemas de la sanidad son de tal calibre y tan sensibles en cuanto a percepción ciudadana y servicio que solo desde la búsqueda de sinergias y complementariedades y mediante un acuerdo entre las principales fuerzas políticas y los diferentes agentes del sector va a ser posible abordar el presente y el futuro con determinación, rigor y optimismo.

Por ello es imprescindible que la voz de un sector tan relevante sea escuchada por quienes van a asumir la responsabilidad de gobierno en los diferentes ámbitos y territorios tras los próximos comicios electorales. Tener en cuenta al sector sanitario de titularidad privada a la hora de planificar la estrategia de salud de nuestro país es fundamental. La clave de la sostenibilidad y solvencia del Sistema Nacional de Salud es contar con la iniciativa privada de una forma integrada, de tal forma que se aprovechen todos los recursos disponibles, independientemente de su titularidad, de la forma más coordinada, sinérgica y eficiente posible, todo ello en beneficio del ciudadano, del paciente y de sus familias.

En todos los operadores del sector y agentes implicados subyace un deseo uniforme y taxativo de que, a través del esfuerzo conjunto, mediante políticas estratégicas globales que contemplen la iniciativa pública y privada, seamos capaces de dotar de solvencia financiera, flexibilidad, mayor cooperación y eficiencia en la gestión a nuestro más que necesitado sistema sanitario, a la vez que conseguir los mejores resultados de salud posible en beneficio de todos los ciudadanos; todo un reto que entre todos hemos de saber afrontar.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2019 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.