Viernes, 14 de febrero de 2020   |  Número 122
Una iniciativa de calado y trascendencia
Editorial

La receta privada electrónica en España asienta sus raíces en modelos de interoperabilidad, una iniciativa que permitirá poner a nuestro país a la cabeza de Europa en esta materia. El desarrollo del Sistema de Receta Electrónica Privada se sustenta en lo establecido en el artículo 14.4 del Real Decreto 1718/2010, de 17 de diciembre, sobre receta médica y órdenes de dispensación, en cuyo funcionamiento se preserva en todo momento el derecho del paciente a la protección de datos de carácter personal y a la confidencialidad de su historia clínica.

Es importante resaltar que dentro de los objetivos prioritarios de la Unión Europea figura el hecho de mejorar la eficiencia en el uso de los recursos. En el contexto específicamente sanitario figuran como metas de la UE el hecho de desarrollar la investigación y la innovación de una forma transversal, extender la implantación de la eSalud y mejorar la cooperación internacional en este ámbito, favorecer el empoderamiento de los pacientes, mejorar la interoperabilidad de los sistemas de información en el sector sanitario especialmente en lo relativo al acceso transfronterizo de la Historia Clínica Resumida (Patient Summary), el impulso a los proyectos de receta electrónica para una ágil implantación y avanzar para favorecer el acceso de los pacientes a su documentación clínica, todos ellos son elementos clave de transformación digital del sector.

En términos generales la Receta Electrónica no solo es una consecuencia de la evolución aportada por las tecnologías de la información y la comunicación (TIC) sino que impacta directamente en una mejora de la gestión. De hecho, la experiencia en sistemas similares indica que la digitalización de procesos que ponen en comunicación múltiples organizaciones y el ciudadano redunda en una mejora de la eficiencia, del valor aportado, del control de los propios procesos intervinientes, y especialmente de la atención sanitaria final al ciudadano.

Es por ello que el objetivo de desarrollar un modelo de Receta Médica Electrónica Privada de calidad, en un plazo de tiempo acotado, y con el consenso de las organizaciones intervinientes en el proyecto constituye en sí mismo un elemento clave y prioritario.

En cuanto a beneficios esperados de su implantación podemos señalar entre otros el uso seguro y eficiente del medicamento y el hecho de facilitar la comunicación entre los diferentes profesionales que asisten al paciente, además de evitar desplazamientos innecesarios para buscar recetas y solicitar visados. Por otro lado, las consultas pueden ver disminuida su presión asistencial y, como es lógico, pueden ver reducidos también los trámites burocráticos, entre otras ventajas.

El sistema de receta médica privada electrónica debe tener muy en cuenta todas estas consideraciones positivas además de las que aportan los propios sistemas informáticos tratando de aprovechar oportunidades como la información procesada por los sistemas con una finalidad asistencial en beneficio del paciente, la posibilidad de aprovechar los flujos de información para optimizar los procesos tanto internos como de comunicación entre organizaciones, las oportunidades de mejora en la eficacia del sistema sanitario en su conjunto y en la reducción de costes; también las oportunidades de mejora que cada organización puede explorar asociadas a incrementar el valor aportado, y por tanto el impulso de su imagen frente al ciudadano, aparte de ofrecer nuevas posibilidades para el control sanitario y de prevención del fraude.

Llevar a un terreno práctico estas mejoras requiere buscar consensos y estándares, dado que el sistema debe dar una respuesta homogénea a los múltiples puntos de contacto del paciente, y mantener la trazabilidad entre la prescripción y la dispensación.

En términos generales y en cuanto a su evolución, el proyecto avanza de forma satisfactoria ya que, desde el grupo promotor e impulsor de la iniciativa, en el que figura la propia Fundación IDIS, ya se ha anunciado que en los últimos meses se ha implementado por parte del Consejo General de Colegios de Farmacéuticos un nodo (NodoFarma) que ha sido presentado y aprobado por los colegios provinciales de farmacia. La conexión posterior a NodoFarma de cada uno de los nodos referidos a la prescripción han de estar acreditados por los Consejos de Colegios participantes (Medicina, Farmacia, Dentistas o Podólogos) y se producirá paulatinamente.

El plan previsto por el Consejo es que en 2020 se hayan incorporado todas las farmacias del país, lo que garantizará que se pueda dispensar cualquier receta en cualquier establecimiento farmacéutico de España. Una iniciativa encomiable y de enorme calado y trascendencia que aporta grandes beneficios a todos, muy especialmente al paciente y su entorno en todos los sentidos y muy especialmente en todo lo que supone seguridad, confianza y confort.

Para recibir Publicación de Sanidad Privada en su correo pinche aquí
| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2020 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.